sábado, 1 de octubre de 2011

La Colmena-Libro


¿Quién no ha oído hablar de la Colmena Libro?

Ayer tenía dos encargos a la vez. Una feria de mieleros en San Nicolás y una entrega de premios en la otra punta de la ciudad. En primer lugar fui a la feria y había muy poca gente, cosa que no les gusta a los diarios que se afanan en conseguir el mayor números de caras para vender periódicos. Entonces hay que hacer por lo menos una foto llamativa. Hablando con uno de estos artesanos me dijo que estaba a punto de llegar un amigo suyo con una Colmena-Libro. -¡Es preciosa!-me dijo. Cerrada tenia buena pinta. Yo pensé que con esta foto y alguna más de relleno ya tenía el reportaje. - Pues nada, la abro y le sacas unas fotos para que te puedas marchar.

Y la abrió. Antes de sacar las fotos la curiosidad me hizo acercarme a verla y en ese momento un hombre nos advirtió que se estaban escapando por abajo. Un error en la base dejaba el metacrilato que las encerraba al aire y por ahí que escaparon no sé cuantas 80 o 100 de ellas. La gente huyo despavorida y los que estábamos más cerca empezamos a sufrir el ataque. No hace falta decir que las fotos me importaban una mierda y lo único que quería era sacármelas de encima. Se me colaron por la barba, el pelo de escarola este que tengo y hasta por la pernera del pantalón. En total 6 picotazos en la cara y 1 en el tobillo. Salí de allí escaldado, cagándome en las abejas y bastante dolorido. Todavía me duele la cara.


Después de hacer el otro encargo pensé que yo no me quedaba sin hacer las fotos de la dichosa colmena. Así que fui otra vez y allí y bien tapaditas pude hacer las fotografías. -Un tipo duro- dijo riéndose el mielero.-Estos están acostumbrados a guerras y estas cosas. ¿Qué son unas cuantas picaduras de abeja?

2 comentarios:

Pablo dijo...

Joer qué peligro. Joseba. Yo que pensaba que era el fotógrafo más corneado por el destino. juajua. pero ahí estás tú. jugándote la vida en mitad de la calle.
De todas formas, si te picaron es porque no te comocían!

joseba zabalza dijo...

Pablo en todos los sitios cuecen habas. Oye la última frase muy acertada, te la copio para que forme parte de mi repertorio.

Salud.